domingo, 1 de mayo de 2016

Gratis segundo cuento ilustrado de la serie "Hadas"

Hace dos años ya que publiqué un pequeño cuento sobre el nacimiento de un hada que explora el jardín en el que se encuentra y sus secretos. Sucede que ese fue solo el primero de una serie de cuentos que deseo publicar. Y hoy, dos años después, puedo decir felizmente que he publicado el segundo libro de dicha serie que he llamado Hadas.

Para celebrar, el cuento estará disponible a través de Amazon Kindle de manera completamente gratuita por 5 días, empezando el día de hoy. Este formato se puede leer en cualquier tableta, computadora o teléfono celular.

Al igual que con El hada Oriana—el primer cuento de la serie—La dríada Adriana es la historia de una niña y al mismo tiempo de una de las estaciones del año, el otoño en este caso. Las hadas son espíritus de la naturaleza y lo que sucede naturalmente (las estaciones en este caso) las afecta directamente. El hada y la naturaleza son una.

Una vez transcurridos estos 5 días de lanzamiento gratuito, el libro estará disponible por $2.99 en múltiples plataformas de manera digital.

Me han preguntado sobre la posibilidad de hacer versiones en papel de estos cuentos, pero debido a que son a todo color, de páginas grandes y tapa dura (como deben ser los cuentos para niños), salen demasiado caros de producir para un autor independiente. Para dar una idea, el precio de producción saldría como mínimo a $14 por libro. Si a alguien le interesa, pueden dejármelo saber y puedo ordenar unos cuantos. Por lo pronto, disfruten la versión digital ahora que es gratis.

sábado, 30 de abril de 2016

How to make a 'Most Played Within Time Period' Playlist


For a very long time (since when iTunes was cool) I have been trying to find a way to make a smart playlist which includes the most played songs within a certain period of time, for instance:

  • Most played songs in the last week
  • Most played songs in the last month
  • Most played songs in the last 3 months
  • Most played songs in the last year

You get the gist. The problem is that iTunes —and for that matter, every other music player I know— only keeps track of total of times you have played a track and cannot differentiate between plays last week or last year or ever.

What you are going to need

Ready? Follow these 5 steps

The solution lies in the data tracking capabilities of social music platforms such as Last.fm and Libre.fm. Using one of these services, you are able to produce lists (though not playlists) of top tracks for a determinate period of time.

  1. Sign up for Last.fm, Libre.fm or a similar service if you haven't.
  2. Once you have enough data, go to the list of your choosing (top tracks in the last 180 days, for instance) and copy the tracks using a plugin such as ColumnCopy for Chrome.
  3. Cleanup your list a little using a text editor, remove white space and make sure each song takes one line. You can do this very quickly and painlessly using find and replace.
  4. Save your list as M3U.
  5. Import your M3U list of songs into MediaMonkey using the script. It will look for the songs in your library that match the songs on the list.

iTunes and other players

If you don't use MediaMonkey, do not fret (although you probably should consider switching). You can still export from it the songs as a playlist that iTunes, Winamp or any other player can read.

You can use the same process to generate other types of list that aren't natively supported by music players. If you are concerned about the privacy of these music platforms, keep in mind you can run a local server of Libre.fm on your computer.

domingo, 24 de abril de 2016

La imperfecta sublimidad de la música de baja calidad

Y ahora algo completamente diferente...

E
n una época en la que los viniles están de moda y la gente se obsesiona (yo incluido) por escuchar la música en la máxima calidad posible, es oportuno recordar a los géneros que se rebelan contra la buena calidad del sonido, géneros como el lo-fi, el no-fi, el noise, el shoegaze y el black metal.

Producir música mezclando interpretaciones instrumentales y vocales con poca claridad de sonido es todo un arte. Lo que sigue son solo ejemplos de algunos de los maestros de la baja fidelidad.

Scott Pilgrim vs the World

No podría fallar en mencionar a Scott Pilgrim vs the World si voy a hablar sobre música de baja fidelidad y lo hago de una vez para sacarlo del camino pues, es algo que la mayoría ya conoce y si les gusta el soundtrack, querrán examinar algunas de las bandas mencionadas más adelante. Scott Pilgrim evoca el alma de los juegos de video de 8 bits. Los ruidos de las máquinas de juegos y las bajas capacidades sonoras de las computadoras antiguas son formas en las que se manifiesta esta nostalgia. La película utiliza estos ruidos para definir el tono de la historia junto con la banda sonora, grabada en la más sublime fidelidad inferior. Si pudieramos escuchar los píxeles, sonarían exactamente así.

My Bloody Valentine

Mientras otros géneros intentan que en su grabación se distinga cada instrumento por aparte, en el shoegazing y otros géneros de baja fidelidad, los instrumentos se mezclan en un solo ser monstruoso denominado muro, usualmente muro de guitarras. En otras palabras, se le puede denominar ruido. Un estruendo constante que dura toda la canción pero que está construido concienzudamente, no es ruido accidental, es ruido estético. Esto queda más que claro en una de las bandas más importantes que tiene el género. Además, en My Bloody Valentine podemos disfrutar de ruidos y disonancias especiales que en otros géneros solo podremos escuchar si el disco está rayado o el cassette se quedó al sol mucho tiempo. Es un sonido viejo, roto y desgastado, imperfectamente perfecto.

The Microphones

Para contrastar lo anterior, pues la baja fidelidad también puede ser minimalista y acústica, tenemos a los Micrófonos, quienes desplegan con sencillez los ruidos más hermosos, no en paredes indescifrables de ruidos de varios instrumentos mezclados, sino uno por uno, o en duetos coreografeados. A veces es imposible saber cuál instrumento es capaz de producir el sonido que escuchamos, o si es un instrumento del todo. Las voces son un instrumento más que experimenta con el ruido. Las letras nos recuerdan que nada es perfecto.

Mayhem

Los riffs de Mayhem se pueden escuchar detrás de la nublada oscuridad del ruido, a veces se pueden distinguir a pesar de la mala grabación y uno sabe que está escuchando algo extraordinario. Es como marcar el número equivocado en un teléfono público y llamar por error al infierno. Artistas como los responsables de los primeros discos de Mayhem o Darkthrone nos dan el privilegio de escuchar algo muy profundamente escondido y enterrado, algo que nadie debería escuchar jamás—al menos nadie vivo.

Guided by Voices

Guided by Voices es una banda que me suena a rock  grabado hace 50 años saliendo de un pequeño radio de transistores sintonizado a una emisora de radio en amplitud modulada. Paradójicamente, la banda es reciente y la estoy escuchando en FLAC. Las canciones de menos de dos minutos nos hace sentir un dinamismo que solo puede compararse a prender el radio en media canción o que sea interrumpida por otra.

The Mountain Goats

Escuchar a las cabras de la montaña es escuchar música country con letra sobre bandas de death metal que adoran al demonio a través de unos parlantes llenos de polvo, tomando ácido de motor en una vieja taberna llena de vaqueros espaciales.

Conclusión

Uno no puede esperar buena calidad de audio de una transmisión extraterrestre, un disco viejo, un cassette desgastado o un contacto con los planos inferiores. Todo lo contrario, uno espera mala calidad. Por lo tanto, no sería creíble producir este tipo de experiencias a través de los métodos ordinarios. No obstante, a través del ruido y la baja fidelidad, algunos artistas han logrado evocar esos tonos ajenos a la realidad o el presente para producir efectos de nostalgia, autenticidad o de horror. A veces vemos referencias al lo-fi en otros géneros musicales pero nada se compara a experimentarlo en su estado más puro, Es un género que trasciende la música.

Entradas relacionadas