Ir al contenido principal

Arrival: el camino de la luz


Podría o no haber sorpresas de la película Arrival a continuación.

No se puede ver el futuro sin cambiarlo. La pregunta no es si conocer el futuro puede cambiar a una persona, sino si una persona con conocer el futuro, lo cambia. Y la respuesta es afirmativa. Si una persona ve un futuro que no le gusta, entonces podrá cambiarlo y lo que vio ya no será el futuro. Por ende, esto no es posible. El futuro que ve un adivino siempre es bueno. Sino, no es un verdadero adivino. Si ve uno malo deberá ser el menos malo. Todos los demás futuros posibles tienen que ser aún peores pues la visión para ser verdadera debe tomar en cuenta todas las posibles realidades. Suena a ciencia ficción pero es física básica: se llama el principio de Fermat.

Arrival es una película que se estrenó el año pasado en los cines y hace poco salió su versión para el hogar y por ende tuve oportunidad de ver. Se basa en una galardonada novela corta de Ted Chiang llamada Story of Your Life. La película no es excepcionalmente profunda pero la historia que le dio vida es una obra maestra con diversas e interesantes ramificaciones.

Valor esperado

Existe un concepto en Magic conocido como expected value (valor esperado) que pretende contestar a una pregunta que a menudo nos hacemos cuando estamos jugando. ¿Es esta jugada la correcta? El concepto de valor esperado le asigna un valor a cada jugada posible y al fin de cuentas la jugada con el mayor valor esperado es la correcta, independientemente de sus consecuencias. Incluso si se pierde el juego, uno puede tener la tranquilidad de que jugó correctamente. Es mejor jugar bien y perder que ganar por pura suerte. Y con ganar no quiero decir solamente de la manera que el juego lo determina (Spike), sino disfrutar el juego de la manera que yo lo determino (Johnny, Timmy).

En la película se ilustra el concepto de expected value insinuando que ambos personajes principales van a estar solos toda la vida si no deciden juntar sus caminos. En el libro ella tiene otras citas y la decisión "correcta", podríamos decir, es menos clara. El libro trata menos de cumplir sueños Hollywoodenses y más de aceptar la vida con sus altibajos.

Ambigüedad (pantalla vs papel)

I’m not sure if I’m ready to have children. I asked a friend of mine who has children, ‘Suppose I do have kids. What if when they grow up, they blame me for everything that’s wrong with their lives?’ She laughed and said, ‘What do you mean, if?’ ” That's my favorite joke. 

Los extraterrestres tienen un aspecto más humano en el libro, tienen ojos y se comportan más como humanos. Son más Lovecraftianos y misteriosos en la película. Por otro lado, son más interesantes en el libro. Se profundiza más en su manera de pensar y ver el mundo.

Ambos confunden, aunque de diferentes maneras, el hecho de que ella puede ver el futuro debido a su estudio del lenguaje.

El libro es impresionante por su experto uso del lenguaje para crear una ambigüedad en el tiempo que deja al lector en cada pasaje interpretar si es pasado, presente o futuro. La película, aunque es un medio mucho más fácil para la tarea, no lo logra tan bien.

El libro describe mejor los logogramas y como funciona su escritura.

Las naves son mejores en la película. En el libro ni siquiera son naves. Queda muy claro que no hay extraterrestres allí y que básicamente son solo un espejo grande. Aburrido. En la película dicen que las naves no son tripuladas pero parece que sí lo son. Nunca estamos realmente seguros hasta quizá el último encuentro que de alguna manera arruina esa hermosa ambigüedad.

La película utiliza el elemento del giro narrativo mientras que el libro se vale más de la ambigüedad de tiempo y la estructura lingüística. Lo lógico es asumir que ella le cuenta la historia a su hija adulta y el lenguaje parece sugerirlo, pero en realidad le está contando la historia a su hija aún no concebida. Esta ambigüedad se mantiene por toda la historia haciendo que nunca se está seguro de cuál de las dos es. Son las dos a la vez, una en cada extremo de la historia y se juntan acercándose cada vez más al centro. Esta es precisamente de la manera en que funciona el lenguaje heptápodo.

El principio de Fermat

En el libro, los pasajes de la hija insinúan momentos invaluables e irreemplazables que aún no han sucedido. Eventos que simplemente no pueden no ocurrir porque son parte de Louise, de su vida, de su felicidad. Esto abre la puerta a temas como el determinismo y el libre albedrío. Estas son las decisiones que ella tomará. Si no las toma, significa que dejará de ser ella misma. Si las toma, significa que nunca tuvo una opción en primer lugar. El libro descarta el determinismo  como una forma demasiado simple en la que los humanos vemos el mundo. Se destaca el propósito de una acción más allá de sus consecuencias. ¿Cuál es mi propósito? ¿Quién soy? ¿Dónde deseo llegar? Estas preguntas se elevan por encima de calcular los riesgos o consecuencias de una acción determinada, por negativas que sean. Se maximiza o se minimiza un valor (felicidad, dolor) valiéndose del mundo alrededor. Es el camino de la luz. Literalmente.

Otros momentos son agridulces. Por ejemplo, la graduación de la hija es un momento importante y a la vez, incomodo pues está su novio, su exesposo y la novia de él presentes. Ella reconoce que esa incomodidad es algo menor en comparación. Esto es valor esperado. En ese mismo pasaje Louise enfatiza que lo que lo haga a uno feliz es lo más importante. Se refiere a su hija utilizando la segunda persona singular, que es igual a la tercera persona plural o genérico "uno hace lo que lo hace feliz". Este dato lingüístico se menciona en la película pero no nos entrega una lección sobre el valor esperado como lo hace el libro, otra vez utilizando el idioma de manera brillantemente ambigua.

The semagrams seemed to be something more than language; they were almost like mandalas. I found myself in a meditative state, contemplating the way in which premises and conclusions were interchangeable. There was no direction inherent in the way propositions were connected, no “train of thought” moving along a particular route; all the components in an act of reasoning were equally powerful, all having identical precedence.
La historia de una vida no tiene decisiones correctas o incorrectas. No tiene una dirección. Es algo que sucede entre extremos como el nacimiento y la muerte. Algo que se puede apreciar desde cualquier dirección como una mandala.

Al saber cuales pueden ser las consecuencias de una acción, trazamos una línea imaginaria, como el principio de Fermat describe, y actuamos de la manera más directa hacia ese objetivo. En los momentos en que cumplimos más directamente a nuestras metas o fallamos más gloriosamente estamos siendo más cercanos a nuestra propia naturaleza. Cuando vacilamos en nuestro curso somos de naturaleza incierta.

Al final del día, la película es un buen complemento de esta historia. Por sí sola no tiene la fuerza que tiene el libro pero lo exalta aún más. El libro tampoco es perfecto, pero tiene momentos en los que es tan sublime que, como Adán en la Capilla Sixtina, toca la mano de Dios.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Frases de Star Wars y sus (imprecisas) traducciones

Hay varias diferencias interesantes entre las versiones en inglés, español ibérico y español latino de la Guerra de las Galaxias. Entre ellas está el nombre de R2-D2, que pronuncian erre dos, de dos (o sólo erre dos para abreviar) enla versión española, pero arturito en la versión latina. Pero quizás más importante son las frases inmortales de la saga, cuyas traducciones pudieron ser más precisas.

CASO 1: Una cuestión de fe

La frase es de Darth Vader en Una nueva esperanza.

Original: “I find your lack of faith disturbing.” (alrededor del minuto 1:30)

Versión española: "Su carencia de fe resulta molesta."

Versión latina: "Su falta de fe resulta molesta." (alrededor del minuto 7:30)
Carencia no es una palabra que, almenos en América, utilizamos a menudo con la palabra fe.

Mi versión: "Su falta de fe me resulta perturbadora."
Mi problema con las versiones anteriores es que se pierde el hecho de que a quien resulta molesta la falta de fe es a Darth Vader específic…

Pathfinder vs D&D: puntos de experiencia

Los puntos de experiencia son un engranaje importante en el motor de juego de D&D y Pathfinder. La matemática detrás de la experiencia es lo que determina la velocidad del juego. Tanto es así que Pathfinder tiene tres marchas: rápido, lento y mediano, con cifras que sobrepasan los cinco millones (!). En D&D, los números son un tanto más amables, con un máximo de 355 mil. En 3.5 los números no pasaban de 190,000.

¿Pero cómo se compara la velocidad de juego entre Pathfinder y la última edición de D&D?


En D&D, resulta muy interesante calcular cuántos encuentros de un CR igual al nivel del personaje son necesarios de derrotar para subir de nivel pues no es tan uniforme como en Pathfinder. Vemos que en D&D los primeros dos niveles se suben rápido, pero sigue luego una pendiente lenta en los niveles medios y más tarde finalmente logra cierta estabilidad. Puedo entender por qué querer que los primeros niveles sean más rápidos, pero ¿por qué decidieron que fuera más difíci…

¿Cuánto pesa realmente el martillo de Thor y qué pasaría si Hulk intentara levantarlo?

No he visto evidencia de que Hulk haya levantado a Mjolnir realmente. En las ocasiones cuando lo ha hecho, es un sueño, Mjolnir está desprovisto de sus poderes, o lo que ha sujetado es la mano de Thor sosteniendo el martillo y no el martillo en sí.

También estoy consciente de que lo ha intentado en algunas ocasiones sin éxito, por unos segundos. ¿Pero qué pasaría si en realidad lo intentara, con toda su fuerza? ¿Y cuánta fuerza requeriría?

Thor El Deities and Demigods dice que Mjolnir pesa aproximadamente 2 toneladas y que requiere de fuerza 92 para poderse levantar (digno o no). Esto es simplemente un cálculo erróneo pues un personaje con fuerza 33 ya puede levantar 2 toneladas. ¿Es entonces Mjolnir más pesado que eso? Un personaje con fuerza 92 puede en realidad levantar 7 toneladas, ¿es esto lo que pesa el martillo o, como dice Neil deGrasse Tyson, 300 mil millones de elefantes? Si fuera esta última, Thor jamás podría levantarlo. No obstante, Thor es bastante fuerte para su tamaño. Pu…