viernes, 21 de noviembre de 2014

¿Cómo son los dados en la cuarta dimensión?

Los dados que se usan en D&D: d4, d6, d8, d10, d12 y d20 son poliedros, esto es, figuras tridimensionales. ¿Pero cómo son los dados en la cuarta dimensión?

Primero tenemos que preguntarnos: ¿por qué usamos dados en tres dimensiones y no dos? La respuesta es que un triángulo, un cuadrado o un icoságono no son útiles para nosotros, aunque las figuras antes mencionadas tienen 3, 4 y 20 lados respectivamente, todos se pueden ver al mismo tiempo desde arriba (porque “arriba” es parte de  la tercera dimensión).

De igual manera, todos los seis lados de un cubo se ven al mismo tiempo desde ana (el “arriba” de la cuarta dimensión) lo que hace que sean necesarios dados de cuatro dimensiones en ciertas partes más avanzadas de la galaxia.


El pentácoron
El dado más pequeño en la cuarta dimensión es el pentácoron. Un sólo pentácoron es equivalente a 5d4, eso es un magic missile muy grosero.


El teseracto
El teseracto es un dado de 8 cubos, o sea 8d6. Una bola de fuego que en la tercera dimensión hace 5d6 de daño haría 40d6 en la cuarta dimensión. Esto explica por qué Thanos quiere tanto uno.


El hexadecacoron
El equivalente a 1d8 en la cuarta dimensión es este dado compuesto por 16 dados de 4 caras cada uno.


El icositetracoron
Este d10 de cuatro dimensiones está formado de 24 octaedros. Imagínense 24d8 en un solo dado.


El hecatonicosacoron
Si un dado de 12 caras les parece inútil, imagínense 120d12 en un solo dado. El daño promedio de esta hacha es de 780 puntos.


El tetraplex

El d20 en la cuarta dimensión consiste de 600 dados de cuatro caras cada uno en una sola figura geométrica.

Publicar un comentario en la entrada