lunes, 1 de noviembre de 2010

El sanatorio (reseña libre de spoilers)


Basada en hechos un poco reales, como los productores dicen, la película trata sobre un grupo de amigos que hacen un documental sobre las leyendas de fantasmas del Sanatorio Durán. En la primera parte de la cinta se conocen a los personajes y se conforma de entrevistas e investigación sobre las leyendas. En la segunda parte, el grupo se interna en el Sanatorio y las cosas empiezan a ponerse... interesantes.

Han catalogado a El Sanatorio como una película de comedia/terror. La primera parte, sin duda es la comedia, ya dentro del sanatorio el ambiente es más de terror. Sin embargo, no hace falta alguna que otra burrada que da risa en medio del ambiente tétrico que se intenta construir, lo que lejos de disminuir la tensión hace que las escenas se sientan más reales.


Recuerdo leer en otro blog que muchos de los involucrados en la película no son actores profesionales, sin embargo sus actuaciones son mejores que las de muchos actores ticos. Uno de los aspectos más interesantes de la película es justamente las actuaciones, porque algunas son brillantes (como la de Kurt Dyer), otras muy buenas, algunas malas, y unas cuantas apestan. Otro aspecto interesante son los personajes, dos de los cuales ni siquiera son ficticios. Está el ñoño, el juega de vivo, la supersticiosa, el burlista, el ateo, el cholo, y varios otros personajes que todo el que viva en Tiquicia puede reconocer de lejos.


Los efectos, debo decir, son suficientemente buenos y creíbles. No trataron de rajarse y que les saliera algo mediocre, ni intentaron (en la mayoría de los casos) ir a lo seguro y hacer trucos baratos de cámara.

En general, se ve que le pusieron mucho esfuerzo al proyecto y el resultado fue bastante bueno. Pudo ser mucho mejor, pero definitivamente está en el camino correcto hacia donde el cine de este país debe estar yendo, camino que es poco transitado.
Publicar un comentario en la entrada